miércoles, 9 de marzo de 2011

UN SUSPIRO DE FELICIDAD


Por: Madelin Alzate Vélez

Caminaba tranquila por un sendero. Pensaba en mi futuro y me ponía metas nuevas que consistían en alcanzar la estabilidad económica que siempre había deseado. Después de varias horas de caminata me encontré con un letrero grande que obstruía mi camino y decía algo así: “En veinticuatro  horas no podrás obtener riqueza material pero quizá si mucha felicidad”.
Entonces empecé a reflexionar y a pensar que vivimos sumergidos en ...continúa

No hay comentarios.: